fbpx

¡Qué esperas! es momento de utilizar todo tu talento

utiliza todo tu talento, blog inconfundiblemente
Comparte:

 

Estoy seguro que has escuchado la frase “tiene mucho talento pero está desperdiciado”. La oímos frecuentemente cuando se refieren a atletas profesionales, artistas o figuras públicas. En nuestra cultura pocas veces vemos profesionales que se entregan al máximo, son la excepción. Estamos acostumbrados a intercambiar esfuerzo por recompensa. Si con lo que haces satisfaces lo que necesitas, ya no hay motivo para dar más.

 

Utilizar todo tu talento es una cuestión de mentalidad, es un necesidad personal que todos podemos desarrollar. No obedece a críticas o reconocimientos. Lo haces porque tienes una autoestima alta, porque siempre esperas más de ti mismo, porque tu competencia es tu versión de ayer.

 

No trabajes únicamente para cumplir. Es injusto con los no tienen una oportunidad, pero sobre todo para ti. Estirar constantemente tus metas y dar todo por alcanzarlas es muy gratificante, muchísimo más que vivir con la incertidumbre de hasta dónde serás capaz de llegar.

 

Pueden ser muchas las razones por las que no estés utilizando todo tu talento, las tres que predominan son:

 

1.- Tienes miedo al fracaso o al qué dirán

Parece difícil de creerlo, pero efectivamente, el miedo al fracaso y la crítica limitan mucho tus habilidades. Nadie puede motivarse al 100% si está pensando que las cosas van a salir mal y lo van a criticar.

Cuando haces cosas grandes que valen la pena nunca dejas de sentir miedo. El secreto no es dejar de sentir miedo sino aprender a vivir con él. Utilízalo como estimulo y mantenlo en un nivel manejable.

Establece metas grandes pero objetivos pequeños que puedas ir alcanzando y te pongan en camino de algo más grande.

 

2.- No estás viendo las oportunidades

Si no has establecido metas claras de lo que quieres hacer, sencillamente no puedes enfocar tu energía en algo relevante. Vives día a día sin dar más de lo que necesitas para cumplir las expectativas.

En un mundo tan acelerado, donde parece más importante que nada actuar de manera rápida, lo que tienes que hacer es una pausa para establecer metas.

Analiza tus oportunidades, decide dónde puedes crecer y aportar más, y dirige toda tu energía hacia ello.

 

3.- No estás descansando lo suficiente

¿Te has dado cuenta la cantidad de personas que viven cansadas? Cada día es más común encontrar personas que pasan los días enteros entre responsabilidades y distracciones, pero nunca tienen tiempo para ellos. Te pregunto ¿cómo puedes utilizar todo tu talento si vives constantemente consumido?

El cuerpo funciona como una máquina. Si no has descansado mentalmente, no puedes actuar a tu máxima capacidad en la físico y viceversa.

Descansar, recargar energía y desintoxicarte en todos sentidos es una prioridad. Duerme lo suficiente y date espacios para hacer cosas que te hacen sentir bien.

 

Pero no todo son malas noticias, ahora que sabemos cuál es el problema, vamos a poner remedio. Es tiempo de revisar qué tienes que hacer para utilizar todo tu talento. Estos son mis…

 

4 consejos para dar todo lo que tienes y más

 

1.- Confía en tu instinto

Más a menudo de lo que imaginas te vas a encontrar con personas que únicamente se sienten bien cuando alguien más se siente mal. Personas que la única manera que tienen para avanzar es deteniendo el progreso del que tiene a su lado. Son todos esos profesionales que viven en la medianía, los que ansían que llegue el fin de semana, y el lunes lo mejor que les puede pasar es que ya sea viernes otra vez. Son los mismos que te van a decir que no se puede, que nadie lo ha hecho antes, que no es para ti. No los escuches y escúchate a ti.

Nadie puede explotar todo su talento haciendo algo que no lo motiva o construyendo el sueño de alguien más.

 

2.- Atrévete a cambiar

Llevas 5, 10, 15 0 20 años en una industria, y a pesar de que tu trabajo ya no te llena como antes, no quieres renunciar a lo que has construido. Sabes hacer tu trabajo. Lo haces bien y ya no te representa ningún reto, lo haces en automático. Tienes miedo o apatía para aprender cosas nuevas y empezar otra vez.

Si has llegado a este punto, lejos de mantenerte o crecer, has empezado a disminuir tus oportunidades (incluida la de alcanzar la realización personal y profesional). Mientras tú no te mueves, hay personas a tu lado intentando cosas nuevas, desarrollándose, sacrificando comodidad y poniendo todo su talento en la búsqueda de algo mejor.

Cambiar es un estimulo, te obliga a moverte y aprender otra vez. El cambio tiene mil caras, encuentra la que más te funcione y empieza a moverte ya.

 

3.- Enfócate en menos cosas

Trabajo, compromisos personales, redes sociales, vacaciones, familia, etc, etc, etc. Todo es importante, pero no todo puede ser una prioridad. Solamente tú sabes qué va primero, enfócate en eso. Hazlo mejor cada día y utilízalo como el elemento que mantiene todo bajo la misma estructura.

 

4.- Acostúmbrate a vivir fuera de tu zona de confort

No puedes utilizar todo tu talento si no te acostumbras a vivir situaciones que te hacen sentir incómodo. Quien ha trabajado con un entrenador personal, entiende que al principio los objetivos parecen estar fuera de alcance, pero con el tiempo y disciplina los empiezas a dejar atrás. El músculo no crece si no se le aplica un poco más del estímulo. Pasa en todos los aspectos de la vida.

¡Provócate! En un principio los desafíos te tienen que asustar, pero te garantizo que entre más veces lo hagas, más rápido te sentirás como pez en el agua en situaciones que antes no podías tolerar.

 

explota tu talento, blog inconfundiblemente

Photo by Samuel Zeller on Unsplash

 

En resumen:

 

Estas son las tres razones por las que no estás utilizando todo tu talento:

1.- Tienes miedo al fracaso o al qué dirán

2.- No estás viendo las oportunidades

3.- No estás descansando lo suficiente

 

Y mis 4 consejos para dar todo lo que tienes y más:

1.- Confía en tu instinto

2.- Atrévete a cambiar

3.- Enfócate en menos cosas

4.- Acostúmbrate a vivir fuera de tu zona de confort

 

Vivir utilizando todo tu talento no pasa de la noche a la mañana, es un proceso que avanza de acuerdo al esfuerzo que pongas. Inténtalo, no te guardes nada y entrega todo lo que tienes. ¡Te lo mereces!

El talento es infinito, crece y se reproduce. No tienes que administrarlo para mañana, porque siendo sinceros,  lo que tienes hoy mañana no va a funcionar.

Antes de despedirme, solo para ti tengo un consejo más: aprende a ser disciplinado y no hagas cosas únicamente por gratificación inmediata. ¡Construye pensando en el futuro!

 

Comparte:
×
¡Regístrate en InconfundibleMENTE!